Guindado

  • Guindas 2 kg
  • carozos de guinda 20
  • carozos de durazno 2
  • alcohol fino c/n
  • agua
  • azúcar 400g

Lavar las guindas, dejándoles el cabito.
Secar y colocar en un frasco de vidrio.
Añadir los carozos de guinda machacados y los de durazno partidos.
Cubrir con alcohol, mezclar bien y dejar descansar con el frasco tapado durante un mes.
Sacudir el frasco todos los días.
Preparar un almíbar con el azúcar y el agua necesaria (750 cc por cada litro de alcohol).
Dejar enfriar y añadir las guindas maceradas.
Tapar bien y dejar descansar en lugar fresco y oscuro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *