Torta Linz

  • Manteca 150 g
  • azúcar 250 g
  • avellanas molidas 150 g
  • harina 300 g
  • polvo de hornear 1 cdita
  • cacao 2 cdas
  • canela 1/2 cdita
  • clavo de olor molido 1 pizca
  • ralladura de limón
  • cognac o ron 2 copitas
  • huevo 1
  • leche 2 o 3 cdas
  • mermelada de frutas c/n
  • yema 1
  • leche condensada 1 cda

Derretir la manteca y mezclar con el azúcar.
Añadir las avellanas, la ralladura y el cacao.
Agregar la harina tamizada con el polvo de hornear.
Perfumar con la canela y el clavo de olor.
Sumar el huevo y la leche; mezclar bien.
Armar un bollo y llevar a la heladera 1 hora.
Dividir la masa en dos partes.
Estirar una de ellas y acomodarla en un molde de 26 o 28 cm de diámetro.
Untar con la mermelada o dulce de frutas mezclado con el licor.
Tapar con el otro disco de masa.
Pintar la superficie con la yema y la leche condensada mezcladas.
Cocinar en horno precalentado, a temperatura moderada aproximadamente 1 hora.
Retirar y dejar enfriar.
Nota: esta torta es ideal para preparar dos o tres días antes de servirla.
En lugar de colocar un disco de masa como tapa se puede estirar la masa y cortar hojas u óvalos.
Disponerlos encima de la mermelada, superponiéndolos un poco para formar una especie de enrejado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *