Limones en conserva

  • Limones 1 kg
  • sal gruesa c/n
  • agua
  • pimienta en grano (opcional)

Lavar y cepillar bien los limones.
Cortarlos en cuartos, dejándolos unidos en la base.
Exprimirlos ligeramente con las manos y reservar el jugo.
Rellenarlos con una cucharada de sal gruesa.
Cerrarlos para darles nuevamente la forma.
Acomodarlos en un frasco, de boca ancha, limpio y esterilizado.
Cubrir con el jugo de limón reservado.
Completar con agua hervida y tibia.
Añadir pimienta en grano a gusto.
Tapar y llevar a la heladera.
Dejar reposar dos semanas antes de consumirlos.
Nota: para comerlos, enjuagar los limones que utilice.
Quitar la parte de la pulpa y el hollejo en contacto con la sal.
Usar la cáscara y el resto del limón.
Servirlos como guarnición, en tiritas o en cuartos.
Pueden acompañar aves, pescados, cordero y cerdo.
También se pueden sumar a ensaladas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *