Copa melba

  • Bizcochuelo o vainillas

  • kirsch
  • helado de vainilla
  • durazno en almíbar ½
  • crema chantilly
  • salsa de frutilla
  • nueces picadas 1 cda

En el fondo de la copa acomodar un trozo de bizcochuelo o dos vainillas cortadas.
Humedecer con el kirsch.
Cubrir con una porción de helado.
Acomodar encima el durazno en almíbar.
Decorar con la crema chantilly.
Salsear con salsa de frutilla y espolvorear con las nueces picadas.