Pollo Cristina

  • Pollo 1
  • cebolla 1
  • zanahoria 1
  • apio 1 rama
  • perejil
  • clavos de olor 3
  • tomillo
  • laurel 1 hoja
  • harina 1 cda
  • manteca 1 cda
  • yemas 3
  • crema de leche 100 cc
  • sal
  • pimienta
  • nuez moscada
  • cognac 1 cda
  • cebolla picada 1/2
  • hongos 250 g

Limpiar bien el pollo y acomodarlo en una cazuela.
Cubrir con agua y sal, hervir y espumar.
Añadir las verduras y especias.
Tapar y llevar al fuego.
Una vez que rompa el hervor bajar la temperatura y cocinar 1 hora.
Retirar el pollo y dejar enfriar un poco.
Velouté: fundir la manteca, añadir la harina y rehogar.
Sumar un poco del caldo de cocción del pollo.
Aparte rehogar la cebolla picada finamente en manteca.
Añadir los hongos cortados en tiras.
Sazonar a gusto con sal y pimienta.
Quitar la piel y los huesos al pollo.
Cortarlo en trozos tamaño bocado.
Mezclar el pollo con los hongos cocidos y la salsa veloute.
Agregar el cognac y la crema de leche.
Llevar al fuego unos minutos y calentar bien.
Servir acompañado de arroz blanco.

Crema de brócoli

  • Brócoli cocido 3 tazas
  • ajo 2 dientes
  • cebolla 1
  • sal y pimienta
  • perejil picado 1 cda
  • caldo de verduras 1 taza
  • fécula de maíz 2 cdas
  • nuez moscada
  • tomate 1

Salsa velouté: desleír la fécula de maíz en el caldo frío y llevar a fuego suave.
Revolver continuamente, con cuchara de madera, hasta que hierva y espese.
Salpimentar a gusto y agregar una pizca de nuez moscada.
Picar la cebolla y el ajo, saltearlos con un poco de caldo.
Picar el brócoli, previamente hervido, y sumarlo a la preparación anterior.
Agregar perejil picado y mezclar bien.
Rectificar la sazón.
Calentar y mezclar con la salsa velouté.
Servir, decorando cada plato con rodajas de tomate y florcitas de brócoli.

Sopa velouté de espárragos

  • Manteca 200g
  • harina 150g
  • caldo de ave 3 litros
  • espárragos blancos 500g
  • puntas de espárragos verdes 200g (optativo)
  • yemas de huevo 3
  • crema de leche 200cc

Mezclar en una cacerola 100g de manteca y harina, remover a fuego suave hasta que tome un ligero color dorado.
Diluir poco a poco con el caldo.
Dejar a ebullición, sin dejar de remover.
Separar del fuego y cocinar la preparación cerca de él.
Pelar y cortar los espárragos blancos y frescos.
Echarlos en una cacerola con agua hirviendo y salada, cocinarlos 8´ hasta que se ablanden.
Escurrir e incorporarlos a la preparación anterior.
Cocinar esta salsa durante 50´.
Tamizar y calentar, removiendo, hasta el momento de la ebullición.
Agregar las yemas disueltas en la crema de leche.
Cocinar unos segundos más.
Apartar del fuego y añadir 100g de manteca.
Pasar por el chino antes de verter en una sopera que irá a la mesa.
Decorar si gusta con puntas de espárragos verdes.