Pan con dulce de membrillo

  • Harina 500 g
  • sal una pizca
  • azúcar 5 o 6 cdas
  • canela 1 cdita
  • vainilla 1 cdita
  • levadura fresca 25 g
  • vino generoso 1 copita
  • miel 1 cda
  • aceite 5 cdas
  • agua c/n
  • dulce de membrillo 200 g

Mezclar la harina (puede ser 000 o 0000 o la mezcla de ambas) con la sal, el azúcar y la canela.
Añadir la levadura fresca desgranada, mezclar.
Sumar la esencia de vainilla, el vino generoso (oporto, mistela, moscato o el que tengas).
Agregar la miel y el aceite.
Incorporar el agua necesario para amasar, el líquido total son unos 300 cc para medio kilo de harina.
Cortar el dulce de membrillo en cubitos y sumarlos a la preparación.
Si la masa es medio firme amasarla hasta obtener un bollo suave y liso. Si resulta pegajosa porque agregaste mucha agua batirla bien con cuchara de madera.
Dejar reposar para que leve al doble de su volumen.
Desgasificar la masa, dividir en dos partes; se pueden armar dos panes redondos o alargados o bien colocar la masa en dos moldes para budín inglés.
Dejar leudar nuevamente al doble o más. Espolvorear la superficie con azúcar (opcional).
Cocinar en horno precalentado, a temperatura medio baja, hasta dorar ligeramente.
Retirar y dejar entibiar, desmoldar sobre una rejilla y dejar enfriar antes de cortar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *