Cebollitas agridulces

  • Cebollitas blancas 1 kg
  • agua 2 litros
  • sal gruesa 250 g
  • agua hervida y fría c/n
  • vinagre blanco o de manzana 1 l
  • laurel 4 hojas
  • canela en rama
  • sal
  • clavos de olor 4
  • azúcar 125 a 200 g

Hervir los dos litros de agua con la sal gruesa.
Dejar que se disuelva bien y luego enfriar totalmente.
Colocar en un frasco de vidrio las cebollitas y cubrirlas con el agua salada.
Dejar reposar 24 horas y escurrir.
Pasar las cebollitas por agua hervida y fría.
Escurrir y secar con un trapo limpio.
Hervir en una cacerola el vinagre con el laurel, la canela y el clavo de olor durante 2´.
Añadir el azúcar (la cantidad es según se desee más o menos dulce).
Hervir a fuego bajo otros dos minutos.
Colocar las cebollitas en frascos limpios.
Cubrir con el vinagre preparado.
Tapar bien y dejar reposar 25 días o más antes de utilizar.
Escurrir y servir a gusto.

Ensalada nórdica

  • Remolachas 500 g
  • cebollitas en vinagre 50 g
  • rabanitos 5
  • aceite 2 cdas
  • salsa inglesa 1 cda
  • yogur natural 1 pote
  • sal y pimienta

Colocar las remolachas lavadas, sin hojas y con tallo, en una cacerola.
Cubrir con agua y hervir hasta que queden tiernas.
Dejar enfriar, escurrir y pelar.
Cortar en rodajas y acomodar en una ensaladera.
Aderezo: mezclar las cebollitas y los rabanitos picados.
Añadir el aceite, la salsa inglesa y el yogur.
Salpimentar a gusto y bañar las remolachas.
Reservar la ensalada en la heladera hasta el momento de servir.
Puede acompañar pollo asado.