Merengues

  • Claras
  • azúcar
  • fécula de maíz

Medir las claras.
Batir una medida de claras hasta que estén espumosas.
Añadir la misma medida de azúcar en forma de lluvia.
Batir hasta lograr una preparación firme.
Añadir otra medida de azúcar cernida con 1 cdita de fécula.
Mezclar suavemente con espátula, en forma envolvente.
Colocar el merengue en manga con boquilla rizada o lisa.
Formar los merengues o merenguitos sobre una placa enmantecada y enharinada.
Cocinar en horno mínimo más de una hora, hasta que queden bien secos o sequitos.
Nota: la fécula de maíz sirve para lograr el secado del merengue.
Puede dejar la puerta del horno ligeramente abierta para que la temperatura de cocción sea bien suave.