Conejo con peras

  • Conejo 1
  • coñac 1 copita
  • vinagre de vino
  • cebolla 1
  • zanahorias 2
  • ajo 2 o 3 dientes
  • tomate 1
  • puerros 2
  • peras en almíbar 1 lata
  • vino blanco 200 cc
  • caldo de carne 1 cubito
  • laurel 1 hoja
  • sal
  • pimienta negra
  • tomillo
  • orégano
  • aceite de oliva

Lavar, secar y cortar en presas el conejo.
Colocarlo en un recipiente.
Añadir el coñac, unas gotas de vinagre y el ajo sin pelar.
Sumar pimienta en grano, laurel y tomillo.
Dejar macerar en la heladera hasta el momento de cocinar.
Salpimentar el conejo y freírlo en una cazuela hasta dorar.
Retirar y reservar.
En el mismo fondo de cocción rehogar las verduras, cocer 10´.
Bañar con el vino blanco y cocinar a fuego máximo hasta evaporar el alcohol.
Agregar 400 cc de agua caliente y el cubito de caldo.
Cocinar a fuego mínimo 20´.
Salpimentar a gusto y procesar hasta lograr una salsa ligera.
Incorporar el conejo y reservar.
Media hora antes de servir añadir las peras escurridas.
Rectificar la sazón y cocinar a fuego suave 10´.

Conejo al vino tinto

  • Conejo 1 de 2 kg
  • cebollas 2
  • puerros 2
  • zanahorias 2
  • tomate 1
  • vino tinto 2 litros
  • sal
  • pimienta
  • harina
  • laurel 1 hoja
  • aceite
  • caldo de carne
  • hongos portobello 50 g
  • aceitunas negras

Lavar, secar y cortar el conejo en trozos.
Dejarlo macerar, en la heladera, 12 horas con el vino, la mitad de las verduras, el laurel y la pimienta negra.
Transcurrido el tiempo de marinada, escurrir bien.
Pasar los trozos de conejo por harina y dorar en aceite caliente.
Cocinar la marinada con todas las verduras excepto el tomate.
Éste se añade sobre el final de la cocción, cortado en dados.
Agregar un poco de caldo y cocinar 10´ más.
Incorporar el conejo frito y cocer hasta que quede a punto.
Rectificar la sazón y servir.
Acompañar con los hongos cortados en cuartos y salteados.
Decorar con las aceitunas negras, sin carozo, cortadas al medio.

Conejo a la crema

  • Carne de conejo 600 g
  • estragón
  • ajo 2 dientes
  • aceite 1 cda
  • vinagre 1 pocillo
  • sal
  • pimienta negra
  • queso blanco 200 g
  • laurel
  • zanahorias 2
  • cebollas de verdeo 2
  • caldo

Machacar el ajo con el estragón.
Añadir el aceite, sal, pimienta recién molida y el vinagre.
Dejar macerar la carne de conejo en este adobo.
Conservar en la heladera durante toda la noche.
Al otro día escurrir bien y saltear en una cacerola de teflón.
Añadir la cebolla picada, la zanahoria en cubitos, 1 hoja de laurel y estragón.
Incorporar un poco de caldo y cocinar.
Ir añadiendo caldo en la medida que sea necesario.
Cuando el conejo esté a punto incorporar el queso blanco.
Calentar sin dejar que hierva y servir.
Versión light: se puede omitir el uso de sal.
Utilizar el queso blanco descremado y elegir un caldo diet.

Conejo con manzanas

  • Conejo 1 kg
  • ajo 2 dientes
  • perejil
  • aceite 1 cda
  • vinagre 2 cdas
  • manzanas verdes 4
  • caldo c/n
  • manzana en compota 1
  • yogur natural 100 cc
  • nuez moscada
  • sal y pimienta

Nota: Cada kilo de conejo entero es unos 600 g de carne.
Picar el ajo y el perejil, añadir vinagre, sal, pimienta y aceite.
Adobar con esta vinagreta el conejo y dejarlo reposar toda la noche.
Aceitar una fuente, acomodar las manzanas cortadas en rodajas.
Apoyar en este colchón el conejo y llevarlo al horno
Cocinarlo a fuego fuerte hasta que esté cocido, incorporando caldo de tanto en tanto.
Salsa: Procesar la manzana en compota con el yogur descremado, condimentar con nuez moscada.
Servir el conejo bañado con la salsa de yogur.

Brochette de conejo

  • Cuarto trasero de conejo 4
  • morrones calahorra 2
  • jamón crudo 100 g
  • tomates 2
  • zapallito 1
  • romero fresco
  • ajo 3 dientes
  • piel de 1 limón
  • coriandro
  • aceite de oliva 1/2 taza
  • pimienta negra en grano
  • papas 4

Deshuesar el conejo y cortar la carne en cubos.
Cortar los morrones y los tomates, sin semillas, en cubos.
Cortar en trozos el zapallito con piel.
Armar las brochettes, intercalando los vegetales, la carne de conejo y el jamón crudo en fetas arrolladas.
Mezclar el aceite con el romero fresco, la piel de limón y bayas de coriandro machacado; sumar los dientes de ajo y granos de pimienta.
Calentar para infusionar.
Lavar bien las papas, cortarlas con piel.
Cocinar sobre la parrilla junto a las brochettes, pintando con el aceite saborizado.
Retirar las papas cuando estén crocantes y las brochettes cocidas.