Mermelada de manzana y jengibre

  • Manzanas 1 kg
  • azúcar 600 g
  • jengibre rallado 1 cda
  • agua 1 taza
  • jugo de limón unas gotas

Cortar en cubos las manzanas. Colocarlas en una cacerola y bañarlas con el agua y el jugo de limón.
Espolvorear con azúcar y jengibre.
Cocinar a fuego bajo hasta que las manzanas queden tiernas, pisarlas para reducirlas a puré y cocer hasta que el dulce quede a punto.
Retirar del fuego y dejar enfriar.
Reservar en la heladera, guardado en envase hermético.

Dulce de leche casero

  • Leche 1 litro
  • azúcar 250 g
  • esencia de vainilla
  • bicarbonato de sodio 1 cdita
  • manteca 1 cda (opcional)

Calentar un poco la leche.
Cuando esté tibia mezclarla con el azúcar y unas gotas de vainilla.
Hervir, retirar del fuego y sumar el bicarbonato.
Mezclar bien y llevar nuevamente al fuego.
Cocinar a temperatura mínima hasta que la preparación se reduzca y espese.
Lleva un par de horas o más, remover de tanto en tanto con cuchara de madera.
Comprobar la consistencia colocando un poquito en un plato separándolo con un palillo, si la mezcla no se une está listo.
Retirar del fuego, añadir la manteca para darle brillo y mezclar para unir bien.
Dejar enfriar, envasar y reservar en la heladera.
Nota: se puede colocar en el fondo de la cacerola unas bolitas de vidrio o un plato para que el dulce no se pegue al fondo durante la cocción.




Nutella casero

  • Avellanas tostadas 150 g
  • chocolate amargo 150 g
  • sal una pizca
  • esencia de vainilla unas gotas
  • aceite neutro 1 cda

Procesar las avellanas con la sal hasta lograr un picado grueso.
Añadir el aceite (de girasol o maíz) y seguir procesando hasta conseguir una picado fino y aceitoso.
Derretir el chocolate a baño maría e incorporar a la preparación.
Perfumar con la vainilla y procesar para lograr una mezcla homogénea.
Guardar en un frasco limpio y bien tapado.
Dejar reposar unas horas y reservar en la heladera.
Se puede conservar durante dos semanas.




Salsa de chocolate

Para helados

  • Leche 400 cc
  • crema de leche 200 cc
  • miel 2 cdas
  • azúcar 100 g
  • chocolate para taza 6 a 8 barritas
  • cacao amargo 2 cdas
  • nuez moscada

Mezclar la leche, la crema y la miel.
Añadir el azúcar, el chocolate en trocitos y el cacao.
Llevar a fuego mínimo y cocinar hasta que hierva y espese.
Revolver constantemente con cuchara de madera.
Perfumar con una pizca de nuez moscada y dejar enfriar.
Nota: se puede conservar en el freezer, en un recipiente apto, durante 45 días.
Descongelar a baño maría. Añadir 1 cucharadita de fécula de maíz diluída en 1 pocillo de agua, leche o café. Cocinar hasta que tome consistencia.



Buñuelos de zapallo

  • Zapallo o calabaza 1 kg
  • huevos 2
  • harina 4 cdas
  • queso rallado 2 cdas
  • sal
  • pimienta
  • aceite c/n

Pelar y cortar el zapallo en cubos.
Hervir en agua con sal hasta que quede tierno.
Colar y pisar para hacer un puré seco.
Batir ligeramente los huevos.
Añadir la harina y el queso rallado.
Condimentar con sal y pimienta; mezclar bien.
Incorporar el puré de zapallo.
Mezclar para conseguir una preparación homogénea.
Freír esta pasta por cucharadas en aceite bien caliente.
Retirar los buñuelos cuando estén dorados.
Escurrir sobre papel absorbente y servir.
Nota: para preparar buñuelos dulces reemplazar el queso y los condimentos por azúcar.