Portobellos rellenos

  • Hongos portobello 8
  • polenta 1 taza
  • leche 1 y 1/2 taza
  • agua 1 taza
  • hierbas picadas
  • queso cremoso 250 g
  • tomatitos cherry 200 g
  • aceitunas negras 100 g
  • albahaca fresca
  • aceite
  • sal
  • pimienta

Calentar el agua y la leche con una pizca de sal.
Añadir la polenta, en forma de lluvia, revolviendo constantemente.
Cocinar, sin dejar de revolver, hasta que esté a punto.
Condimentar con las hierbas picadas y pimienta.
Lavar los hongos, quitarles el cabito.
Lavar y cortar los tomatitos en cuartos.
Cortar las aceitunas descarozadas en cuartos.
Rellenar los hongos con la polenta cocida.
Cubrir con trocitos de queso fresco.
Decorar con tomatitos y aceitunas.
Acomodar en una asadera aceitada.
Gratinar al horno, a temperatura media.
Servir decorados con hojitas de albahaca.

Ñoquis de polenta

  • Harina de maíz 500 g
  • sal gruesa 1 cda
  • muzarella 300 g
  • salvia fresca 1 ramito
  • leche 200 cc
  • fécula de maíz 1 cda
  • clara 1
  • sal
  • pimienta negra

Hervir 2 litros de agua con la sal gruesa indicada.
Verter en forma de lluvia la harina de maíz.
Cocinar durante 30 minutos, removiendo con cuchara de madera o batidor.
Volcar la preparación en una placa aceitada y dejar enfriar.
Desmoldar y cortar medallones de 3 cm de diámetro.
Acomodarlos en una fuente para horno.
Espolvorear con la muzarella rallada.
Colocar una hoja de salvia sobre cada ñoqui y reservar.
Preparar salsa blanca: mezclar la leche, la fécula y la clara apenas batida.
Cocinar a fuego suave hasta que espese.
Condimentar a gusto con sal y pimienta negra.
Salsear los ñoquis y gratinar al horno.
Servir bien calientes.

Polenta con queso cremoso

  • Polenta de coccion rapida 1 taza
  • caldo 1 taza
  • leche 2 tazas
  • queso rallado 6 cdas
  • queso cremoso 300 g
  • harina 1 1/2 cda
  • salsa de tomate 5 o 6 cdas
  • sal
  • pimienta

Mezclar la polenta con el caldo y la leche.
Cocinar a fuego bajo, removiendo, hasta que la preparacion resulte cremosa.
Retirar del fuego y agregar el queso rallado.
Salpimentar a gusto.
Verter la mitad de la polenta cocida en una fuente para horno de 22 cm enmantecada.
Dejar enfriar completamente.
Cortar el queso cremoso en tiras.
Reservar 50 g y pasar el resto por harina.
Acomodar el queso enharinado sobre la polenta fria.
Cubrir el queso con la otra mitad de polenta.
Distribuir sobre la superficie la salsa de tomate.
Terminar con el queso reservado y llevar a horno moderado.
Cocinar 20 o 25 minutos, dejar reposar 10′, cortar y servir.

Polenta a la Pizzaiola

  • Harina de maíz 1 taza
  • agua 1 litro
  • sal
  • pimienta
  • aceite 1 cda
  • salsa de tomate c/n
  • orégano
  • ají molido
  • muzarella o queso fresco
  • Opcionales:
  • jamón cocido
  • aceitunas
  • morrones al natural
  • anchoas

Cocinar la polenta en agua con el aceite, sal y pimienta a gusto.
Retirar del fuego y verter en una pizzera aceitada.
Cubrir con salsa de tomate.
Espolvorear con orégano y ají molido.
Distribuir encima rodajas de muzarella o queso fresco.
Gratinar en horno bien caliente y servir.
Si gusta puede añadir a la pizzaiola alguno de los ingredientes opcionales.

Medallones de polenta al roquefort

  • Polenta 1 taza
  • agua 1 litro
  • sal
  • manteca
  • queso roquefort 200 g
  • leche o caldo

Cocinar la polenta o harina de maíz, de cocimiento rápido, en agua hirviendo con sal.
Cuando la preparación quede espesa volcarla sobre la mesada y dejarla entibiar.
Cortar discos de 1 cm de grosor y del diámetro que guste.
Acomodarlos en una fuente enmantecada.
Cubrirlos con la salsa de queso roquefort.
Gratinar en horno bien caliente hasta dorar.
Salsa: desmenuzar el queso roquefort y mezclar con agua o leche.
Llevar al fuego y cocer hasta lograr una preparación suave y lisa.