Ossobuco con verduras

  • Ossobucos 4
  • harina
  • aceite
  • cebollas 3
  • zanahorias 2
  • apio 1/2 corazón
  • manteca
  • ajo 1 diente
  • caldo
  • vino blanco 200 cc
  • albahaca en polvo 1/2 cdita
  • tomillo en polvo 1/2 cdita
  • laurel 2 hojas
  • perejil 1 ramito
  • cáscara rallada de 1/2 limón
  • papas 400 g
  • leche
  • sal
  • pimienta

Pelar las cebollas, las zanahorias y el apio.
Lavar y cortar todas las verduras en daditos.
Fundir 30 g de manteca con 4 cdas de aceite.
Enharinar el ossobuco y acomodarlo en la sartén.
Dorarlo de ambos lados, retirar y reservar.
En el mismo fondo de cocción añadir 20 g de manteca.
Sumar el ajo pelado y aplastado.
Incorporar las verduras cortadas en dados y rehogar 5´.
Bañar con el vino y cocinar para evaporar ligeramente.
Agregar 250 cc de caldo y la carne.
Perfumar con las hierbas en polvo, el laurel y la mitad del perejil picado.
Salpimentar a gusto.
Llevar al horno y cocinar a fuego medio dos horas.
Lavar y hervir las papas con cáscara.
Escurrir, pelar y hacer un puré.
Añadir un trocito de manteca y leche caliente.
Batir para lograr una preparación cremosa.
Retirar el ossobuco del horno, desechar el laurel.
Espesar el fondo de cocción a fuego vivo.
Añadir el perejil restante y la cáscara de limón rallada.
Acomodar la carne en una fuente, bañar con la salsa y acompañar con el puré.

Pastel de puré y pollo

  • Pollo cocido
  • apio picado 1 taza
  • zanahorias 2
  • cebolla 1
  • vino blanco
  • sal y pimienta
  • puré de papas 1 taza
  • queso crema 240 g
  • crema de leche 100 cc
  • nuez moscada
  • clavo de olor
  • pan rallado 2 cdas
  • queso rallado 2 cdas

Quitar la piel al pollo y cortarlo en cubitos.
Mezclar con el apio picado.
Añadir la zanahoria cocida y cubeteada.
Sumar la cebolla picada y rehogada.
Agregar un chorro de vino y salpimentar.
Enmantecar una fuente para horno.
Extender el puré de papa a modo de base.
Distribuir encima la mezcla de pollo.
Aparte, mezclar el queso crema y la crema.
Condimentar con nuez moscada, una pizca de clavo de olor molido y sal.
Cubrir el relleno de pollo.
Espolvorear la superficie con el pan y el queso rallados mezclados.
Llevar a horno caliente unos minutos para gratinar y servir.

Pollo endiablado

  • Harina 25 g
  • pimienta de chile 1 cda
  • pimentón
  • pollo deshuesado 350 g
  • manteca 25 g
  • cebolla 1
  • leche 450 cc
  • puré de manzana 4 cdas
  • uvas blancas 125 g
  • yogur 150 cc

Cortar el pollo sin piel en cubitos.
Mezclar la harina con la pimienta de chile y 1 cdita de pimentón.
Rebozar el pollo, sacudir el exceso de harina y reservarla.
Derretir la manteca en una cazuela o cacerola.
Rehogar el pollo y la cebolla picada.
Añadir la mezcla restante de harina y especias.
Sumar poco a poco la leche caliente.
Revolver constantemente con cuchara de madera.
Cocer a fuego lento hasta que la salsa espese.
Incoporar el puré de manzana y las uvas sin semillas.
Cocinar a fuego suave 20´.
Retirar, añadir el yogur y espolvorear la superficie con pimentón.
Nota: en lugar de yogur se puede utilizar crema agria.

Pollo a la vienesa

  • Pollo 1
  • jugo de limón
  • aceite de oliva
  • pan rallado 1 taza
  • perejil picado 1 cda
  • tomillo 1 cda
  • nuez moscada una pizca
  • sal
  • huevo 1
  • agua 1 cda
  • crema de leche 250 cc
  • puré de manzana

Cortar el pollo en presas, frotarlas con jugo de limón y aceite de oliva.
Dejar macerar en la heladera una hora.
Mezclar el pan rallado con el perejil, el tomillo, la nuez moscada y sal a gusto.
Pasar el pollo por el pan rallado.
Luego pasarlo por el huevo batido con agua.
Y volver a empanarlo con pan rallado.
Acomodar el pollo en una fuente para horno aceitada.
Cocinar hasta dorar y escurrir la grasa de la fuente.
Cubrir el pollo con la crema de leche y cocinar hasta que quede a punto.
Servir acompañado de puré de manzana.

Sorbete de mango y kiwi

  • Azúcar 3/4 taza
  • agua 3/4 taza
  • puré de kiwi 1 y 1/2 taza
  • puré de mango 1 y 1/2 taza
  • jugo de lima 1/4 taza
  • claras 4

Mezclar el agua y el azúcar, hacer hervir, dejar espesar un poco, retirar y enfriar.
Mezclar los purés de mango y kiwi con el jugo de lima.
Añadir la fruta al almíbar y llevar al congelador.
Una vez que esta mezcla presente las orillas congeladas batirla con batidora eléctrica hasta que quede suave.
Añadir las claras batidas a nieve y mezclar en forma envolvente.
Llevar al congelador y dejar unas horas.