Sorbete de menta y melón

  • Pulpa de melón 500 g
  • hojas de menta 1/2 taza
  • azúcar 150 g
  • agua 150 cc

Reducir a puré la pulpa del melón.
Picar las hojas de menta.
Hacer un almíbar con el agua y el azúcar indicados.
Añadir el melón y la menta, mezclar y dejar enfriar.
Llevar al freezer para congelar durante unas dos horas.
De tanto en tanto retirar y batir con batidora.
Servir en copas y decorar con hojas de menta fresca.

Sorbete de violetas

  • Pétalos de violeta 250 g
  • azúcar 500 g
  • agua 500 cc
  • jugo de 3 limones

Disolver el azúcar en el agua.
Hervir y cocer 5 minutos.
Añadir los pétalos y cocinar 5´ más.
Dejar enfriar el almíbar de violetas.
Colar y mezclar con el jugo de limón.
Verter en cubeteras y llevar al congelador.
De tanto en tanto mezclar con tenedor.
Servir en copas y decorar con pétalos de violeta.

Sorbete de frutilla

  • Frutillas limpias 300 g
  • agua 15 cc
  • azúcar 10 cditas
  • jugo de 1 limón
  • Varios:
  • frutillas
  • hojas de menta

Disolver el azúcar en el agua.
Hervir y reservar el almíbar.
Triturar las frutillas, lavadas y sin cabitos.
Mezclar el puré de frutillas con el almíbar frío.
Añadir el jugo de limón.
Verter en cubeteras y llevar al congelador.
De tanto en tanto batir con tenedor.
Servir en copas y decorar con frutillas y menta.

Sorbete de limón al pomelo

  • Agua 500 cc
  • azúcar 20 cditas
  • limones verdes 3
  • clara 1/2
  • pomelos 2

Mezclar el agua y el azúcar indicados.
Hervir hasta formar un almíbar y reservar.
Pelar los limones con pelapapas para poder recuperar las cáscaras.
Exprimirlos para obtener su jugo.
Incorporar el jugo y las cáscaras al almíbar.
Dejar reposar doce horas.
Batir la media clara de huevo hasta que quede blanca.
Incoporar el almíbar, mezclar y pasar por el chino (colador).
Verter la preparación en cubeteras y llevar al congelador.
Revolver cada tanto con un tenedor.
Pelar un pomelo y separar los gajos.
Servir el sorbete de limón y decorar con los gajos.
Rociar con jugo de pomelo.

Granizado de vino y duraznos

  • Agua 100 cc
  • azúcar
  • jugo de limón
  • menta fresca
  • vino tinto 350 cc
  • duraznos 250 g

Hervir el agua con 90 g de azúcar durante 3´.
Añadir el jugo de 1/2 limón y 3 o 4 hojas de menta.
Dejar enfriar y retirar la menta.
Incorporar el vino y mezclar bien.
Colocar la preparación en una fuente y llevar al congelador o freezer.
Cada 20 o 30 minutos revolver con cuchara para hacer el granizado.
Macerar los duraznos, pelados y cortados en cubos, con 1 cda de jugo de limón y 2 cdas de azúcar.
Reservar en la heladera hasta el momento de servir.
Distribuir en copas de boca ancha el granizado de vino.
Sumar los duraznos macerados y decorar con hojas de menta.
Nota: de la misma forma se puede preparar el granizado acompañado de otras frutas.